domingo, 30 de diciembre de 2007

presencia

Hoy, que su ausencia se hace más presente que nunca, no se me ocurre otra cosa que subir al blog el mismo viejo anuncio que lleva unos meses colgado de un imán en la puerta de la nevera.

1 comentario:

Merlín dijo...

¡Viva la madre que te parió!

Porque te dio la esencia de un ser humano excepcional y te parió para el mundo y para los que tenemos la buena fortuna de haberte encontrado en el mundo.